La civilización Olmeca se centró en la parte sur de México. Surgieron alrededor del año 1150 A.C. y lentamente desaparecieron alrededor del 900 A.C. Sus vestigios mas conocidos son las cabezas gigantes que se pueden encontrar alrededor de San Lorenzo Tenochtitlan.

Publicidad

La civilización Olmeca se centró en la parte sur de México. Surgieron alrededor del año 1150 A.C. y lentamente desaparecieron alrededor del 900 A.C. Sus vestigios mas conocidos son las cabezas gigantes que se pueden encontrar alrededor de San Lorenzo Tenochtitlan.

Los Olmecas vivieron en lo que hoy se conoce como el estado de Veracruz, alrededor del pueblo de San Lorenzo. Se cree que el suelo fértil del área permitía grandes cosechas y esto facilitó el establecimiento de varios grupos nómadas que, más tarde, formarían la civilización. El primer establecimiento data del 1150 A.C. Los Olmecas se extendieron rápidamente hacia los estados de Guerrero y Tabasco. Se considera que son la madre de todas las civilizaciones que aparecieron después, incluyendo a los Mayas y los Aztecas.

Los Olmecas fueron los primeros en crear un sistema de escritura completo, usando jeroglíficos, el ejemplo más antiguo data del año 650 A.C. También desarrollaron un sistema matemático basado en el número 20 que fue adoptado, desarrollado y perfeccionado por los Mayas.

Las principales ciudades Olmecas fueron San Lorenzo, La Venta y Laguna de los Cerros. Comerciaban entre ellas ya que cada una se encontraba cerca de diferentes recursos. San Lorenzo esta cerca de una gran planicie fértil surcada por río, que usaban como rutas de comercio. La Venta esta en la costa y proveía de cacao, hule y sal. Laguna de los Cerros se encuentra cerca de un gran yacimiento de basalto, piedra que usaban extensivamente para construir sus monumentos.

Los vestigios muestran que los edificios, y las ciudades en general tenían una clara intención de orientación. Este rasgo arquitectónico lo heredaron más tarde todas las culturas de Mesoamérica. El material que más usaban en la construcción era el barro, por lo que poco queda visible.

Se supone que la la cultura Olmeca no desapareció de pronto, sino que fue poco a poco absorbida por nacientes culturas como los Zapotecos y los Mayas.